Blog Islas Canarias BLOG OFICIAL DE TURISMO
DE LAS ISLAS CANARIAS
www.holaislascanarias.com
Blog Islas Canarias BLOG OFICIAL DE TURISMO
DE LAS ISLAS CANARIAS
www.holaislascanarias.com

Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario


Destacamos
Mucho más que papagayos en Loro Parque
Redescubriendo las Dunas de Maspalomas en Gran Canaria
Orchilla, el Faro del Fin del Mundo
Isla de Lobos: viaje dentro de un viaje
La Gomera en un fin de semana con peques
Lanzarote: isla de los colores, isla de contrastes
Las Cabocas: el agua siempre gana
La vieja en las Islas Canarias
El Médano, en Tenerife: cuna del deporte acuático
Agaete, mucho más que uno de los pueblos más divertidos de España
“Imprescindibles olvidados” en las guías turísticas de El Hierro
El Cotillo y el peor surfista de la historia
Parque Nacional de Garajonay: despierta tus sentidos
Puente de las Bolas, la historia escrita en piedra
Los Indianos y el barniz de la felicidad
Un día recorriendo el Valle de Güímar con peques
La magia de una puesta de sol en el Roque Nublo
El Hierro a bocados
Fuerteventura y sus playas
La Geria Wine Run, maridaje perfecto entre vino y deporte
Siguiendo las chácaras y tambores de Chipude
Roque de los Muchachos, el infinito hecho cuento
Garachico, un viaje en el tiempo
Un día completo en Mesa y López
Camino de Jinama: sobre los pasos de la historia de El Hierro
Fuerteventura en (es) Música
Cinco lugares que ver en Lanzarote con peques
La Gomera, la isla tranquila
5 motivos por los que visitar Fuerteventura con peques
Playas, ¿para qué las quiero?
El Charco del Palo, desnudos en las cristalinas aguas del Atlántico
Un paseo (y una boda) por Santa Cruz de La Palma
Descubriendo la ruta norte de La Gomera
Playa de Las Canteras: calidad de vida
Echentive: el pacto entre fuego y agua
Descubriendo el Drago Milenario con peques
Una excursión entre islas
El Hierro: vinos Edición Limitada
Betancuria, el tiempo detenido
Viajamos a La Palma con nuestra peque, ¿nos acompañas?
Parque Nacional de Timanfaya: bienvenido al origen
Volveremos a Alojera, en La Gomera
La Laguna en un día
Barranco de Guayadeque, respirando sensaciones
Castillos de Lanzarote: historias de piratas, corsarios y conquistadores
Respirando olor a café del Valle de Agaete
Dunas de Corralejo, un encuentro con los cuatro elementos
Las Tricias, el jardín de los dragos de La Palma
Punta Mujeres, un pequeño pueblo costero de Lanzarote
Conquistando volcanes, subir hasta el pico del Teide
Mirador de Abrante en La Gomera, una ventana al Atlántico
5 espacios naturales únicos en Tenerife
Ruta de brunch por Las Palmas de Gran Canaria, ¿te apuntas?
Un paseo de ron, historia y plátanos en La Palma
Caldera Blanca en Lanzarote, un paseo entre lava
Seima: un secreto por descubrir en La Gomera
5 curiosidades sobre Fuerteventura que no podrás perderte
Volcanes de Fuencaliente, senderismo entre la lava
5 motivos para enamorarte de El Hierro
Escapada para dos, sorprendente Hermigua en La Gomera
La Orotava, en Tenerife, ruta por la villa histórica
Ruta arqueológica por Gran Canaria, una forma diferente de entender la isla
De vinos por Fuencaliente de La Palma
La antigua capital de Lanzarote, la Villa de Teguise
Senderos de agua y "miel" en La Gomera
5 lugares de El Hierro casi desconocidos
Fuerteventura rural, entre palmeras y montañas
Viaje galáctico al techo de La Palma
Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario
El Hierro, ruta de la cumbre a la costa
La Gomera infinita: del cielo a la marea
El Cotillo, las calas mágicas de Fuerteventura
www.holaislascanarias.com
anterior artículo
31 Jul 2017

Por todos es sabido que el cielo canario es uno de los más limpios del mundo y, por ello, ideal para la observación del firmamento. La NASA hace tiempo que puso sus ojos aquí para desarrollar varios puntos de observación de los astros y no es para menos, es una oportunidad única y muy recomendable si estás por las islas.

Hoy voy a subir hasta Temisas, un pueblecito de Gran Canaria donde existe un pequeño (gran) telescopio desde donde es posible observar planetas como Saturno, Marte, Venus y, por supuesto, la Luna, siempre que las condiciones climatológicas lo permitan, que es casi siempre.

Así que sin más dilación me subo al coche y emprendo el camino. Llego hasta Agüimes y aprovecho para reponer fuerzas antes de seguir. Después continuo la ruta por la GC-550, el paisaje es precioso, barrancos y montañas, carreteras sinuosas y olivos, sí, verás olivos mientras subes, además de un atardecer de postal.

Temisas, Gran Canaria, Islas Canarias

Pasando el pueblecito de Temisas, a tan sólo 3 kilómetros de distancia, me topo con el Observatorio. La forma correcta de nombrarlo es Fundación Canaria Observatorio de Temisas donde profesionales, aficionados y personas interesadas en la Astronomía y la Astrofísica, así como en ciencias relacionadas como la Química, Geología, Arqueología, entre otras, aúnan sus conocimientos para exponerlos de forma educacional y científica.

Cartel de Fundación Canaria Observatorio de Temisas, Gran Canaria, Islas Canarias

Cada vez queda menos para el anochecer y más personas interesadas en la observación van llegando al punto de encuentro. Nos abren la puerta y nos reciben, pasamos a una salita (la antesala de la observación) donde, dependiendo del día, tocan diferentes temas: meteoritos, fotografía astronómica…, sin duda todas las explicaciones son muy interesantes y puedes darte cuenta de la magnitud del universo y de lo pequeños que somos respecto a todo lo que nos rodea: galaxias, planetas, ¿otras formas de vida quizás?

Antesala de la observación, Observatorio de Temisas, Gran Canaria, Islas Canarias

En esta sala hay fotografías impactantes, realizadas la mayoría por aficionados (¡muy aficionados diría yo!) a la fotografía astronómica; noches enteras captando imágenes, largas esperas para obtener estas estampas. Sin duda, merecen la pena.

En una sala anexa encontramos el Museo Canario de Meteoritos donde descubro rocas y meteoritos de lo más peculiares. También merece la pena dedicar un ratito a explorar esta zona si la charla de la noche aborda esta temática.

Tras un rato de explicación más “teórica” y de ponernos en situación sobre las dimensiones del universo, nos disponemos para disfrutar de la parte más “práctica”. Abandono la sala y ya es noche cerrada fuera.

Cae la noche en el Observatorio de Temisas, Gran Canaria, Islas Canarias

He tenido mucha suerte y el viento ha parado en su totalidad, es una auténtica noche de verano y se dan las condiciones perfectas para la observación. Mis ojos se empiezan a acostumbrar a la oscuridad y mirando hacia el cielo, cada vez más y más estrellas aparecen sobre el grupo. ¡Qué bonito!

Uno de los monitores, acompañado de un láser especial para apuntar hacia las estrellas y constelaciones, comienza con su explicación. La Estrella Polar se distingue a la perfección, la Vía Láctea, Venus a simple vista, la Estrella Arturo […]

Es una maravilla que al menos una vez en la vida deberías experimentar.

Tras un tiempo aquí observando pacientemente el cielo que tenemos sobre nosotros, nos dirigimos a una parte no menos emocionante. Subimos al telescopio para intentar ver algunos planetas. No sé por qué tengo especial emoción por poder ver Saturno, espero conseguirlo…

Telescopio en el Observatorio de Temisas, Gran Canaria, Islas Canarias

El monitor centra el telescopio y escoge qué planeta o satélite visualizar para mostrar al grupo. Gracias a que las condiciones meteorológicas son excelentes y apenas hay viento (si hay mucho viento, las vibraciones afectan a la correcta visibilidad) vamos a poder ver Saturno, la Luna, Venus y Marte. ¡Bien!

La Luna está casi llena e impresiona poder ver con tanta precisión sus cráteres, casi los puedes tocar. Saturno no me decepciona, he conseguido ver perfectamente sus anillos, eso sí, en tamaño mucho más pequeño que lo que acostumbramos a ver en los libros pero realmente bonito.

Vista de la Luna desde el Observatorio de Temisas, Gran Canaria, Islas Canarias

Uno por uno, acercamos nuestra vista al telescopio para, con total tranquilidad, visualizar cada astro. Esta noche he subido mi cámara de fotos y el monitor me permite acoplarla al telescopio para conseguir alguna foto de la luna realmente espectacular. Aprovecho también para tomar fotos con el móvil.

Tras un buen rato de observación siento que la visita está llegando a su fin pero estoy muy contenta de haber podido participar esta noche en esta actividad del Observatorio de Temisas.

Repetiré, sin lugar a dudas, porque nunca me cansaré de poder ver con tanta claridad y limpieza las maravillas del cielo canario.

Deja tu comentario

comentarios

Destacamos
Mucho más que papagayos en Loro Parque
Redescubriendo las Dunas de Maspalomas en Gran Canaria
Orchilla, el Faro del Fin del Mundo
Isla de Lobos: viaje dentro de un viaje
La Gomera en un fin de semana con peques
Lanzarote: isla de los colores, isla de contrastes
Las Cabocas: el agua siempre gana
La vieja en las Islas Canarias
El Médano, en Tenerife: cuna del deporte acuático
Agaete, mucho más que uno de los pueblos más divertidos de España
“Imprescindibles olvidados” en las guías turísticas de El Hierro
El Cotillo y el peor surfista de la historia
Parque Nacional de Garajonay: despierta tus sentidos
Puente de las Bolas, la historia escrita en piedra
Los Indianos y el barniz de la felicidad
Un día recorriendo el Valle de Güímar con peques
La magia de una puesta de sol en el Roque Nublo
El Hierro a bocados
Fuerteventura y sus playas
La Geria Wine Run, maridaje perfecto entre vino y deporte
Siguiendo las chácaras y tambores de Chipude
Roque de los Muchachos, el infinito hecho cuento
Garachico, un viaje en el tiempo
Un día completo en Mesa y López
Camino de Jinama: sobre los pasos de la historia de El Hierro
Fuerteventura en (es) Música
Cinco lugares que ver en Lanzarote con peques
La Gomera, la isla tranquila
5 motivos por los que visitar Fuerteventura con peques
Playas, ¿para qué las quiero?
El Charco del Palo, desnudos en las cristalinas aguas del Atlántico
Un paseo (y una boda) por Santa Cruz de La Palma
Descubriendo la ruta norte de La Gomera
Playa de Las Canteras: calidad de vida
Echentive: el pacto entre fuego y agua
Descubriendo el Drago Milenario con peques
Una excursión entre islas
El Hierro: vinos Edición Limitada
Betancuria, el tiempo detenido
Viajamos a La Palma con nuestra peque, ¿nos acompañas?
Parque Nacional de Timanfaya: bienvenido al origen
Volveremos a Alojera, en La Gomera
La Laguna en un día
Barranco de Guayadeque, respirando sensaciones
Castillos de Lanzarote: historias de piratas, corsarios y conquistadores
Respirando olor a café del Valle de Agaete
Dunas de Corralejo, un encuentro con los cuatro elementos
Las Tricias, el jardín de los dragos de La Palma
Punta Mujeres, un pequeño pueblo costero de Lanzarote
Conquistando volcanes, subir hasta el pico del Teide
Mirador de Abrante en La Gomera, una ventana al Atlántico
5 espacios naturales únicos en Tenerife
Ruta de brunch por Las Palmas de Gran Canaria, ¿te apuntas?
Un paseo de ron, historia y plátanos en La Palma
Caldera Blanca en Lanzarote, un paseo entre lava
Seima: un secreto por descubrir en La Gomera
5 curiosidades sobre Fuerteventura que no podrás perderte
Volcanes de Fuencaliente, senderismo entre la lava
5 motivos para enamorarte de El Hierro
Escapada para dos, sorprendente Hermigua en La Gomera
La Orotava, en Tenerife, ruta por la villa histórica
Ruta arqueológica por Gran Canaria, una forma diferente de entender la isla
De vinos por Fuencaliente de La Palma
La antigua capital de Lanzarote, la Villa de Teguise
Senderos de agua y "miel" en La Gomera
5 lugares de El Hierro casi desconocidos
Fuerteventura rural, entre palmeras y montañas
Viaje galáctico al techo de La Palma
Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario
El Hierro, ruta de la cumbre a la costa
La Gomera infinita: del cielo a la marea
El Cotillo, las calas mágicas de Fuerteventura
www.holaislascanarias.com