Fuerteventura

Pozo Negro

Solitaria, marinera, volcánica…
En la costa Este majorera, entre Las Salinas y Gran Tarajal, se encuentra la playa de Pozo Negro, atípica en Fuerteventura por ser de arena oscura y callaos, y singular por culminar un amplio y extenso valle, uno de los accidentes hidrográficos más importantes del municipio de Antigua. Este Valle se encuentra tapizado de un espectacular malpaís, colada volcánica nacida hace milenios de las calderas de Liria y de La Laguna, situadas más hacia el interior. La playa de Pozo Negro es tranquila, gusta por su ambiente solitario y marinero –apenas recibe turistas-, tiene dos restaurantes a pie de costa, y es generalmente apta para el baño. También cuenta con una zona de acampada municipal, con habitáculos para casetas y caravanas, y un albergue con capacidad para 60 personas.
Un enclave cargado de historia
Las primeras referencias históricas sobre Pozo Negro datan de la conquista, hace casi 600 años. Es un puerto natural resguardado de los embates de la mar, que se utilizó como embarcadero de personas y mercancías, ubicado en una zona que estuvo habitada desde antes de la llegada de los conquistadores. Desde la carretera de acceso, la FV-420, está el desvío hacia el Poblado de La Atalayita, el núcleo aborigen más importante de la isla –cuenta con 115 estructuras-, y actualmente integrado en la Red Insular de Centros y Museos. La riqueza etnográfica de esta zona se evidencia también con la presencia de gambuesas (corrales aborígenes para la ganadería y el pastoreo), aljibes y pozos de agua.
Localidad
Valle de Pozo Negro

TENERIFE

TENERIFE

GRAN CANARIA

GRAN CANARIA

FUERTEVENTURA

FUERTEVENTURA

LANZAROTE

LANZAROTE

LA GRACIOSA

LA GRACIOSA

LA GOMERA

LA GOMERA

LA PALMA

LA PALMA

EL HIERRO

EL HIERRO
Sostenibilidad
Sostenibilidad
- Nunca dejes residuos de ningún tipo en el entorno, incluidas las colillas. Los restos de comida contribuyen a la proliferación de roedores y gatos asilvestrados que suponen una grave amenaza para la fauna.
- No arrojes al mar objetos ni residuos de ningún tipo.
- Respeta a los animales, no los molestes ni los alimentes. Si ves algún ejemplar herido, puedes avisar en el teléfono de emergencias 112. Tampoco arranques flores o plantas.
- No recojas ni te lleves piedras o cualquier otro elemento del medio natural. Tampoco lo modifiques amontonándolas para realizar las tristemente famosas “torres”.
- Respeta y cuida el patrimonio histórico y cultural del lugar, así como los distintos elementos del mobiliario público (paneles informativos, barandillas, asientos, alumbrado…).
4
10
262
10045