Islas Canarias: un estilo de vida inspirador y slow para el teletrabajador

Las claves del 'buen rollo canario': cómo encontrarlo y conseguir conservarlo durante tu estancia

Las Islas Canarias tienen el mejor clima del mundo. Sin embargo, esta circunstancia va más allá de unas agradables temperaturas y un gran número de días de sol al año: este clima genera más cercanía entre las personas, un estilo de vida relajado, una cultura en las calles… en definitiva: un "buen rollo canario".

Contenido

Las islas dan la oportunidad de vivir de una manera diferente. El trato amable y cariñoso de los locales, conscientes del paraíso donde viven y que quieren compartir, se convierte en un potente reclamo para los ciudadanos europeos, que no dudan en repetir e incluso convertir a las islas en su lugar de trabajo y  residencia temporal.

Contenido

En 2008 surgió el término Slow Life, acuñado por el periodista y escritor Carl Honoré, en su bestseller “In Praise of Slowness” o “Elogio de la lentitud”. En su obra, Honoré, reflexionaba sobre ¿por qué las personas corren tanto? ¿a dónde quieren llegar rápidamente? y ¿qué se están perdiendo por culpa de la velocidad de sus vidas? Según Honoré, la sociedad ha caído en las redes de la velocidad y la inmediatez. En un ritmo de vida acelerado. 

Grandes ciudades europeas como Madrid, Berlín o Londres, viven con un ritmo frenético. Prisas, urgencias y velocidad son constantes en su día a día. Las Islas Canarias se han convertido en un entorno perfecto para vivir de manera relajada y aprender a ir más despacio. Disfrutar de las cosas que pasan, relativizar los problemas y las obligaciones y aprovechar lo que ofrecen las islas.

Contenido
Contenido
Contenido

Disfrutar de las horas de sol y buenas temperaturas: Las Islas Canarias es el territorio europeo que se encuentra más al sur, y por tanto, disfruta de un clima cálido con temperaturas suaves durante todo el año. Disfrutar de más horas de sol que el resto de Europa (3.000 al año)  y de la posibilidad de no usar abrigo durante cualquier estación es algo que hay que aprovechar. 

Mirar el reloj como una ayuda y no como un castigo: En la actualidad, muchos profesionales son esclavos del tiempo y el reloj. Esta visión puede alterar el ritmo de vida de la población, por lo que, es recomendable ver el tiempo como una oportunidad y no como un castigo.  En las Islas Canarias se vive con menos prisa y dándole al tiempo su sitio. El estilo de vida canario cuida a la persona frente a las obligaciones y hace que el tiempo se disfrute y no se tema. 

Contenido

Compatibilizar obligaciones y diversión: Vivir en las Islas Canarias no elimina las obligaciones laborales, sin embargo, compatibilizar trabajo con momentos de diversión mejorará la productividad y el estado anímico. El archipiélago pone a disposición del visitante una variada oferta de entretenimiento para todos los gustos y edades sin necesidad de largos desplazamientos.

Disfrutar de los productos gastronómicos que ofrecen las islas: Comer es uno de los mayores placeres del ser humano. Las Islas Canarias poseen una destacada cultura gastronómica con gran cantidad de productos y platos que mejoran de manera notable una experiencia, ya de por sí única.

Contenido

Socializar: Las islas son un punto de encuentro de visitantes de cualquier parte del mundo. Además, la personalidad amable, acogedora y cariñosa de los isleños convierte al archipiélago en un lugar idóneo para establecer relaciones tanto personales como profesionales. Dedicar tiempo a conocer y conversar con visitantes y locales mejorará de manera notable no solo nuestra parte personal sino también surgirán oportunidades profesionales. 

Vivir en las Islas Canarias es acostumbrarse a una forma de vivir. Tener tiempo para sí mismo y disfrutar de los demás. Es apreciar la naturaleza, el entorno y el buen clima. Es combinar obligaciones y diversión. Es esforzarse y disfrutar a partes iguales. Es no tenerle miedo al reloj y saber que las cosas saldrán. Es un estilo de vida. Una vida slow.