Blog Islas Canarias BLOG OFICIAL DE TURISMO
DE LAS ISLAS CANARIAS
www.holaislascanarias.com
Blog Islas Canarias BLOG OFICIAL DE TURISMO
DE LAS ISLAS CANARIAS
www.holaislascanarias.com

La presa de Mala, de camino al norte de Lanzarote


Destacamos
Mucho más que papagayos en Loro Parque
Redescubriendo las Dunas de Maspalomas en Gran Canaria
Orchilla, el Faro del Fin del Mundo
Isla de Lobos: viaje dentro de un viaje
La Gomera en un fin de semana con peques
Lanzarote: isla de los colores, isla de contrastes
Las Cabocas: el agua siempre gana
La vieja en las Islas Canarias
El Médano, en Tenerife: cuna del deporte acuático
Agaete, mucho más que uno de los pueblos más divertidos de España
“Imprescindibles olvidados” en las guías turísticas de El Hierro
El Cotillo y el peor surfista de la historia
Parque Nacional de Garajonay: despierta tus sentidos
Puente de las Bolas, la historia escrita en piedra
Los Indianos y el barniz de la felicidad
Un día recorriendo el Valle de Güímar con peques
La magia de una puesta de sol en el Roque Nublo
El Hierro a bocados
Fuerteventura y sus playas
La Geria Wine Run, maridaje perfecto entre vino y deporte
Siguiendo las chácaras y tambores de Chipude
Roque de los Muchachos, el infinito hecho cuento
Garachico, un viaje en el tiempo
Un día completo en Mesa y López
Camino de Jinama: sobre los pasos de la historia de El Hierro
Fuerteventura en (es) Música
Cinco lugares que ver en Lanzarote con peques
La Gomera, la isla tranquila
5 motivos por los que visitar Fuerteventura con peques
Playas, ¿para qué las quiero?
El Charco del Palo, desnudos en las cristalinas aguas del Atlántico
Un paseo (y una boda) por Santa Cruz de La Palma
Descubriendo la ruta norte de La Gomera
Playa de Las Canteras: calidad de vida
Echentive: el pacto entre fuego y agua
Descubriendo el Drago Milenario con peques
Una excursión entre islas
El Hierro: vinos Edición Limitada
Betancuria, el tiempo detenido
Viajamos a La Palma con nuestra peque, ¿nos acompañas?
Parque Nacional de Timanfaya: bienvenido al origen
Volveremos a Alojera, en La Gomera
La Laguna en un día
Barranco de Guayadeque, respirando sensaciones
Castillos de Lanzarote: historias de piratas, corsarios y conquistadores
Respirando olor a café del Valle de Agaete
Dunas de Corralejo, un encuentro con los cuatro elementos
Las Tricias, el jardín de los dragos de La Palma
Punta Mujeres, un pequeño pueblo costero de Lanzarote
Conquistando volcanes, subir hasta el pico del Teide
Mirador de Abrante en La Gomera, una ventana al Atlántico
5 espacios naturales únicos en Tenerife
Ruta de brunch por Las Palmas de Gran Canaria, ¿te apuntas?
Un paseo de ron, historia y plátanos en La Palma
Caldera Blanca en Lanzarote, un paseo entre lava
Seima: un secreto por descubrir en La Gomera
5 curiosidades sobre Fuerteventura que no podrás perderte
Volcanes de Fuencaliente, senderismo entre la lava
5 motivos para enamorarte de El Hierro
Escapada para dos, sorprendente Hermigua en La Gomera
La Orotava, en Tenerife, ruta por la villa histórica
Ruta arqueológica por Gran Canaria, una forma diferente de entender la isla
De vinos por Fuencaliente de La Palma
La antigua capital de Lanzarote, la Villa de Teguise
Senderos de agua y "miel" en La Gomera
5 lugares de El Hierro casi desconocidos
Fuerteventura rural, entre palmeras y montañas
Viaje galáctico al techo de La Palma
Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario
El Hierro, ruta de la cumbre a la costa
La Gomera infinita: del cielo a la marea
El Cotillo, las calas mágicas de Fuerteventura
Misterio y traición en el Valle del Riachuelo
5 fotografías de El Hierro con las que triunfarás en tus redes sociales
Tenerife por tierra, mar y aire: 3 experiencias inolvidables
Las Palmas de Gran Canaria a pedales
Palmas, budas y otros tesoros de La Gomera
Famara, en Lanzarote, el hogar del viento
La naturaleza virgen de Cofete y su misteriosa villa Winter
Qué hacer en El Hierro durante un fin de semana
Caldera de Taburiente, senderismo al corazón de La Palma
Las otras “playas” de Tenerife
Un día visitando los museos de Las Palmas de Gran Canaria
Tres propuestas para visitar San Sebastián de La Gomera
Parque Natural de Jandía, planeta perdido en Fuerteventura
10 razones para enamorarte del Charco de San Ginés, en Lanzarote
No te puedes ir de El Hierro sin…
Ruta por el corazón de Gran Canaria
La ruta del plátano en Tenerife
La leyenda de LagOmar en Lanzarote
Roque de los Muchachos, tocando el cielo palmero
La península de Jandía, la Fuerteventura más salvaje
En las entrañas del volcán de San Juan en La Palma
Lo mejor de La Gomera en un día
5 razones por las que visitar Lanzarote
Gran Canaria de interior. Paisajes llenos de historia
Paseando por uno de los mejores jardines botánicos de Canarias
Las 5 claves del “Acro Paraíso” herreño
Montaña sagrada de Tindaya, un lugar mágico en Fuerteventura
Playas de Lanzarote en invierno
Rambla de Castro: vergel norteño en Tenerife
10 curiosidades sobre el mirador de La Peña, en El Hierro
El Porís de Tijarafe: una terraza oculta sobre el Atlántico
Visitando los museos de Fuerteventura
Sabores de La Gomera, un recorrido gastronómico
Una ruta en bicicleta por La Graciosa
Maspalomas, en Gran Canaria, paisaje mágico y ocio inagotable
Paseo por Anaga, caminos con historia en Tenerife
De cero a mil en cinco kilómetros en El Hierro
Sinfonía de café y jardines en Los Llanos de Aridane
Cuatro platos imprescindibles si visitas Fuerteventura
La Gomera: isla de fiestas y tradiciones
Running en Lanzarote
Fataga y Las Tirajanas, en Gran Canaria, un paisaje de película
Historias, mitos y leyendas de los parques y jardines de Tenerife
10 razones para viajar a El Hierro
Echentive, la playa que surgió del calor
Playa del Viejo Rey, en Fuerteventura, un lugar para conectar con la naturaleza
La Gomera, isla de caminos
La presa de Mala, de camino al norte de Lanzarote
Agaete, una joya en el noroeste de Gran Canaria
Miradores del Teide, en Tenerife
La aplastante lógica del plátano
Dunas de Corralejo, colores y sensaciones únicas
El Cedro, corazón de La Gomera
Una visita al mercado artesanal de Haría, en Lanzarote
Oeste de Gran Canaria, viaje a la costa perdida
El dulce encanto de la Isla Baja en Tenerife
Petroglifos de El Julan, El Hierro desconocido
Bejenao, el guardián sur de la Caldera de Taburiente
Ruta Betancuria, en Fuerteventura: donde todo comenzó
La Gomera, oro verde.
Las dunas de sal de las Salinas de Janubio en Lanzarote
Tejeda y Artenara, el corazón verde de Gran Canaria
Un día romántico en el Valle de La Orotava
Ruta por el nordeste de La Palma
Desde el Balcón de Femés
Ruta por la Costa de Acentejo en Tenerife: un paisaje protegido y casi desconocido
Tazacorte, Villa y Puerto de colores e historia de La Palma
Ruta entre volcanes en Lanzarote
Cinco atardeceres que no deberías perderte en El Hierro
De la cumbre a la costa en La Gomera
Los petroglifos mágicos de La Zarza
Isla de Lobos: La piscina del Atlántico
Ruta por las cervezas artesanales de Lanzarote
Arucas, una joya al norte de Gran Canaria
Un día en San Juan de la Rambla en Tenerife
El Hierro en todas las estaciones. “Primavera”
Avistamiento de cetáceos en el mar de La Gomera
El Time, al encuentro del mar
Agüimes y Guayadeque, entrando al corazón de Gran Canaria
La magia de las alfombras de La Orotava en Tenerife
Artículos
relacionados
Orchilla, el Faro del Fin del Mundo
Las Cabocas: el agua siempre gana
“Imprescindibles olvidados” en las guías turísticas de El Hierro
Parque Nacional de Garajonay: despierta tus sentidos
La magia de una puesta de sol en el Roque Nublo
La Geria Wine Run, maridaje perfecto entre vino y deporte
Roque de los Muchachos, el infinito hecho cuento
Camino de Jinama: sobre los pasos de la historia de El Hierro
Descubriendo el Drago Milenario con peques
Parque Nacional de Timanfaya: bienvenido al origen
Barranco de Guayadeque, respirando sensaciones
Respirando olor a café del Valle de Agaete
Las Tricias, el jardín de los dragos de La Palma
Conquistando volcanes, subir hasta el pico del Teide
Un paseo de ron, historia y plátanos en La Palma
Caldera Blanca en Lanzarote, un paseo entre lava
Seima: un secreto por descubrir en La Gomera
Volcanes de Fuencaliente, senderismo entre la lava
5 motivos para enamorarte de El Hierro
Escapada para dos, sorprendente Hermigua en La Gomera
Ruta arqueológica por Gran Canaria, una forma diferente de entender la isla
De vinos por Fuencaliente de La Palma
Sendero del Bosque Encantado, magia en Tenerife
Senderos de agua y "miel" en La Gomera
5 lugares de El Hierro casi desconocidos
Fuerteventura rural, entre palmeras y montañas
Viaje galáctico al techo de La Palma
Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario
El Hierro, ruta de la cumbre a la costa
La Gomera infinita: del cielo a la marea
Misterio y traición en el Valle del Riachuelo
Palmas, budas y otros tesoros de La Gomera
La naturaleza virgen de Cofete y su misteriosa villa Winter
Caldera de Taburiente, senderismo al corazón de La Palma
Parque Natural de Jandía, planeta perdido en Fuerteventura
No te puedes ir de El Hierro sin…
Ruta por el corazón de Gran Canaria
Roque de los Muchachos, tocando el cielo palmero
En las entrañas del volcán de San Juan en La Palma
Lo mejor de La Gomera en un día
Gran Canaria de interior. Paisajes llenos de historia
Las 5 claves del “Acro Paraíso” herreño
Montaña sagrada de Tindaya, un lugar mágico en Fuerteventura
La Gomera: Garajonay y sus rincones
Temisas, en Gran Canaria: el pueblo que siempre pinté de pequeño
Rambla de Castro: vergel norteño en Tenerife
10 curiosidades sobre el mirador de La Peña, en El Hierro
Una ruta en bicicleta por La Graciosa
Paseo por Anaga, caminos con historia en Tenerife
De cero a mil en cinco kilómetros en El Hierro
Running en Lanzarote
10 razones para viajar a El Hierro
Miradores del Teide, en Tenerife
Dunas de Corralejo, colores y sensaciones únicas
El Cedro, corazón de La Gomera
Petroglifos de El Julan, El Hierro desconocido
Bejenao, el guardián sur de la Caldera de Taburiente
Tejeda y Artenara, el corazón verde de Gran Canaria
El Hierro en todas las estaciones. “Invierno”
Roque Nublo en Gran Canaria: pasado, presente y futuro
Ruta entre volcanes en Lanzarote
De la cumbre a la costa en La Gomera
Los petroglifos mágicos de La Zarza
El Hierro en todas las estaciones. “Primavera”
El Time, al encuentro del mar
www.holaislascanarias.com
anterior artículo
06 Ago 2018

A la altura del pueblecito de Mala, en el noreste de Lanzarote, se levanta un muro en las montañas sobre el que se lee el siguiente mensaje “Ama, ríe, vive”. Un mantra precioso, para una construcción que nunca llegó a funcionar, pero que a día de hoy se ha convertido en protagonista de más de una sonrisa: hablamos de la presa de Mala.

Vista de la presa de Mala, Lanzarote, Islas Canarias

La presa de Mala, edificada en 1979, se encuentra sobre el barranco del Palomo. Tiene una superficie de 0,68 hectáreas y la cantidad de agua que recoge al año… bueno no es mucha. Cada año, cuando llueve, el agua recogida por el embalse se filtra y sigue su curso barranco abajo, tal y como lo hacía antes, hasta detenerse en el charco de La Laja. Estas filtraciones acaban impidiendo que el agua pueda ser acumulada y sólo una parte muy reducida es aprovechada por los agricultores de la zona para sus cultivos. Estos problemas de impermeabilización, debidos a la omisión de los estudios de porosidad, han hecho que la presa nunca haya podido cumplir su función pero, en defensa de sus creadores, también tenemos que decir que la orografía de Lanzarote no era la más propicia para su obra.

Presa de Mala, en el barranco del Palomo, Lanzarote, Islas Canarias

Estas circunstancias han ocasionado un abandono del lugar, pero entonces, ¿qué tiene de especial la presa de Mala?

1. Unas vistas dignas de cualquier mirador.

Puedes quedarte hipnotizado con las extraordinarias vistas de la montaña, del mar y de Mala, el pueblecito por el cual recibe su nombre.

Hagamos aquí un pequeño inciso para daros algunos tips. Para aquellos que quieran tomar imágenes de esta bonita postal desde abajo, nuestra recomendación es utilizar el camino de tierra alternativo situado junto a la carretera. Esta es una opción mucho más segura para la circulación y podréis tomar las fotos con tranquilidad y sin distraeros al volante.

Una vez arriba hay que tener en cuenta que las instalaciones no llevan mantenimiento desde hace mucho tiempo, por lo que lo mejor será tomar las fotos sin acercarse al puente o a las vallas. No es necesario para disfrutar de unas vistas preciosas.

Vistas desde la presa de Mala, Lanzarote, Islas Canarias

2. Sus alrededores son un espacio de encuentro para deportistas.

De alguna manera la presa también se ha convertido en un espacio alrededor del cual se practica deporte. A diario, decenas de personas la frecuentan para practicar el ala delta y parapente o senderismo, siempre en grupo y siguiendo las indicaciones de seguridad pertinentes. Tanto es así que, en 2016, el municipio de Haría planteó un proyecto de recuperación de las viviendas de la presa de Mala para destinarlas a la práctica de estas dos disciplinas deportivas.

En 2017, la presa se convirtió en uno de los puntos de salida de la vigésima primera edición del Open Internacional de Ala Delta Lanzarote, con la participación de más de 70 pilotos de 15 países.

3. Es un trocito de la historia de Lanzarote.

La construcción de la presa de Mala fue un intento de paliar la histórica escasez de agua en Lanzarote. El proyecto tuvo sus inicios en 1958, encabezado por un pequeño grupo de agricultores, pero la presa no llegó a edificarse hasta finales de los setenta. La idea era encontrar una alternativa a la desalinizadora creando una reserva para el riego.

En las inmediaciones de la presa de Mala, Lanzarote, Islas Canarias

4. Un observatorio de especies propias.

Este espacio nos ofrece la ocasión de observar alguna de las especies de flora propias del archipiélago canario. A pesar de la casi ausencia de lluvias en la isla, los expertos han catalogado en Lanzarote unas 3.700 especies endémicas de fauna y flora terrestres de Canarias y unas 816 marinas.

En el fondo del embalse, donde debería estar el agua, aparece un “río” de las denominadas flores del tabaco moro (Nicotiana glauca), una especie introducida en Canarias que se caracteriza por su capacidad para propagarse.

Río de tabaco moro o tabobos, Lanzarote, Islas Canarias

Con el simpático nombre de “lechuguilla peluda” se conoce a la Leontodon cf. saxatilis, una flor de pétalos amarillos que sorprende por su capacidad para abrirse paso en las condiciones más difíciles. Es muy parecida a la lechuguilla dulce (Reichardia tingitana), en la foto.

Lechuguilla dulce, Lanzarote, Islas Canarias

El verode, la tabaiba (usada tradicionalmente en la fabricación de chicle, entre otras aplicaciones) o la aulaga son algunas de las variedades de las que podremos disfrutar en nuestro paseo.

Plantas endémicas, Lanzarote, Islas Canarias

5. Por la sonrisa que su precioso mensaje pinta en nuestras caras.

El grafiti que en los últimos años adorna el muro de la presa de Mala ha supuesto un antes y un después en su participación en el paisaje de Lanzarote, ¡y nos encanta!

El mensaje de la presa de Mala, Lanzarote, Islas Canarias

 

Deja tu comentario

comentarios

Destacamos
Mucho más que papagayos en Loro Parque
Redescubriendo las Dunas de Maspalomas en Gran Canaria
Orchilla, el Faro del Fin del Mundo
Isla de Lobos: viaje dentro de un viaje
La Gomera en un fin de semana con peques
Lanzarote: isla de los colores, isla de contrastes
Las Cabocas: el agua siempre gana
La vieja en las Islas Canarias
El Médano, en Tenerife: cuna del deporte acuático
Agaete, mucho más que uno de los pueblos más divertidos de España
“Imprescindibles olvidados” en las guías turísticas de El Hierro
El Cotillo y el peor surfista de la historia
Parque Nacional de Garajonay: despierta tus sentidos
Puente de las Bolas, la historia escrita en piedra
Los Indianos y el barniz de la felicidad
Un día recorriendo el Valle de Güímar con peques
La magia de una puesta de sol en el Roque Nublo
El Hierro a bocados
Fuerteventura y sus playas
La Geria Wine Run, maridaje perfecto entre vino y deporte
Siguiendo las chácaras y tambores de Chipude
Roque de los Muchachos, el infinito hecho cuento
Garachico, un viaje en el tiempo
Un día completo en Mesa y López
Camino de Jinama: sobre los pasos de la historia de El Hierro
Fuerteventura en (es) Música
Cinco lugares que ver en Lanzarote con peques
La Gomera, la isla tranquila
5 motivos por los que visitar Fuerteventura con peques
Playas, ¿para qué las quiero?
El Charco del Palo, desnudos en las cristalinas aguas del Atlántico
Un paseo (y una boda) por Santa Cruz de La Palma
Descubriendo la ruta norte de La Gomera
Playa de Las Canteras: calidad de vida
Echentive: el pacto entre fuego y agua
Descubriendo el Drago Milenario con peques
Una excursión entre islas
El Hierro: vinos Edición Limitada
Betancuria, el tiempo detenido
Viajamos a La Palma con nuestra peque, ¿nos acompañas?
Parque Nacional de Timanfaya: bienvenido al origen
Volveremos a Alojera, en La Gomera
La Laguna en un día
Barranco de Guayadeque, respirando sensaciones
Castillos de Lanzarote: historias de piratas, corsarios y conquistadores
Respirando olor a café del Valle de Agaete
Dunas de Corralejo, un encuentro con los cuatro elementos
Las Tricias, el jardín de los dragos de La Palma
Punta Mujeres, un pequeño pueblo costero de Lanzarote
Conquistando volcanes, subir hasta el pico del Teide
Mirador de Abrante en La Gomera, una ventana al Atlántico
5 espacios naturales únicos en Tenerife
Ruta de brunch por Las Palmas de Gran Canaria, ¿te apuntas?
Un paseo de ron, historia y plátanos en La Palma
Caldera Blanca en Lanzarote, un paseo entre lava
Seima: un secreto por descubrir en La Gomera
5 curiosidades sobre Fuerteventura que no podrás perderte
Volcanes de Fuencaliente, senderismo entre la lava
5 motivos para enamorarte de El Hierro
Escapada para dos, sorprendente Hermigua en La Gomera
La Orotava, en Tenerife, ruta por la villa histórica
Ruta arqueológica por Gran Canaria, una forma diferente de entender la isla
De vinos por Fuencaliente de La Palma
La antigua capital de Lanzarote, la Villa de Teguise
Senderos de agua y "miel" en La Gomera
5 lugares de El Hierro casi desconocidos
Fuerteventura rural, entre palmeras y montañas
Viaje galáctico al techo de La Palma
Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario
El Hierro, ruta de la cumbre a la costa
La Gomera infinita: del cielo a la marea
El Cotillo, las calas mágicas de Fuerteventura
Misterio y traición en el Valle del Riachuelo
5 fotografías de El Hierro con las que triunfarás en tus redes sociales
Tenerife por tierra, mar y aire: 3 experiencias inolvidables
Las Palmas de Gran Canaria a pedales
Palmas, budas y otros tesoros de La Gomera
Famara, en Lanzarote, el hogar del viento
La naturaleza virgen de Cofete y su misteriosa villa Winter
Qué hacer en El Hierro durante un fin de semana
Caldera de Taburiente, senderismo al corazón de La Palma
Las otras “playas” de Tenerife
Un día visitando los museos de Las Palmas de Gran Canaria
Tres propuestas para visitar San Sebastián de La Gomera
Parque Natural de Jandía, planeta perdido en Fuerteventura
10 razones para enamorarte del Charco de San Ginés, en Lanzarote
No te puedes ir de El Hierro sin…
Ruta por el corazón de Gran Canaria
La ruta del plátano en Tenerife
La leyenda de LagOmar en Lanzarote
Roque de los Muchachos, tocando el cielo palmero
La península de Jandía, la Fuerteventura más salvaje
En las entrañas del volcán de San Juan en La Palma
Lo mejor de La Gomera en un día
5 razones por las que visitar Lanzarote
Gran Canaria de interior. Paisajes llenos de historia
Paseando por uno de los mejores jardines botánicos de Canarias
Las 5 claves del “Acro Paraíso” herreño
Montaña sagrada de Tindaya, un lugar mágico en Fuerteventura
Playas de Lanzarote en invierno
Rambla de Castro: vergel norteño en Tenerife
10 curiosidades sobre el mirador de La Peña, en El Hierro
El Porís de Tijarafe: una terraza oculta sobre el Atlántico
Visitando los museos de Fuerteventura
Sabores de La Gomera, un recorrido gastronómico
Una ruta en bicicleta por La Graciosa
Maspalomas, en Gran Canaria, paisaje mágico y ocio inagotable
Paseo por Anaga, caminos con historia en Tenerife
De cero a mil en cinco kilómetros en El Hierro
Sinfonía de café y jardines en Los Llanos de Aridane
Cuatro platos imprescindibles si visitas Fuerteventura
La Gomera: isla de fiestas y tradiciones
Running en Lanzarote
Fataga y Las Tirajanas, en Gran Canaria, un paisaje de película
Historias, mitos y leyendas de los parques y jardines de Tenerife
10 razones para viajar a El Hierro
Echentive, la playa que surgió del calor
Playa del Viejo Rey, en Fuerteventura, un lugar para conectar con la naturaleza
La Gomera, isla de caminos
La presa de Mala, de camino al norte de Lanzarote
Agaete, una joya en el noroeste de Gran Canaria
Miradores del Teide, en Tenerife
La aplastante lógica del plátano
Dunas de Corralejo, colores y sensaciones únicas
El Cedro, corazón de La Gomera
Una visita al mercado artesanal de Haría, en Lanzarote
Oeste de Gran Canaria, viaje a la costa perdida
El dulce encanto de la Isla Baja en Tenerife
Petroglifos de El Julan, El Hierro desconocido
Bejenao, el guardián sur de la Caldera de Taburiente
Ruta Betancuria, en Fuerteventura: donde todo comenzó
La Gomera, oro verde.
Las dunas de sal de las Salinas de Janubio en Lanzarote
Tejeda y Artenara, el corazón verde de Gran Canaria
Un día romántico en el Valle de La Orotava
Ruta por el nordeste de La Palma
Desde el Balcón de Femés
Ruta por la Costa de Acentejo en Tenerife: un paisaje protegido y casi desconocido
Tazacorte, Villa y Puerto de colores e historia de La Palma
Ruta entre volcanes en Lanzarote
Cinco atardeceres que no deberías perderte en El Hierro
De la cumbre a la costa en La Gomera
Los petroglifos mágicos de La Zarza
Isla de Lobos: La piscina del Atlántico
Ruta por las cervezas artesanales de Lanzarote
Arucas, una joya al norte de Gran Canaria
Un día en San Juan de la Rambla en Tenerife
El Hierro en todas las estaciones. “Primavera”
Avistamiento de cetáceos en el mar de La Gomera
El Time, al encuentro del mar
Agüimes y Guayadeque, entrando al corazón de Gran Canaria
La magia de las alfombras de La Orotava en Tenerife
Artículos
relacionados
Orchilla, el Faro del Fin del Mundo
Las Cabocas: el agua siempre gana
“Imprescindibles olvidados” en las guías turísticas de El Hierro
Parque Nacional de Garajonay: despierta tus sentidos
La magia de una puesta de sol en el Roque Nublo
La Geria Wine Run, maridaje perfecto entre vino y deporte
Roque de los Muchachos, el infinito hecho cuento
Camino de Jinama: sobre los pasos de la historia de El Hierro
Descubriendo el Drago Milenario con peques
Parque Nacional de Timanfaya: bienvenido al origen
Barranco de Guayadeque, respirando sensaciones
Respirando olor a café del Valle de Agaete
Las Tricias, el jardín de los dragos de La Palma
Conquistando volcanes, subir hasta el pico del Teide
Un paseo de ron, historia y plátanos en La Palma
Caldera Blanca en Lanzarote, un paseo entre lava
Seima: un secreto por descubrir en La Gomera
Volcanes de Fuencaliente, senderismo entre la lava
5 motivos para enamorarte de El Hierro
Escapada para dos, sorprendente Hermigua en La Gomera
Ruta arqueológica por Gran Canaria, una forma diferente de entender la isla
De vinos por Fuencaliente de La Palma
Sendero del Bosque Encantado, magia en Tenerife
Senderos de agua y "miel" en La Gomera
5 lugares de El Hierro casi desconocidos
Fuerteventura rural, entre palmeras y montañas
Viaje galáctico al techo de La Palma
Observatorio de Temisas, un paseo por el cielo canario
El Hierro, ruta de la cumbre a la costa
La Gomera infinita: del cielo a la marea
Misterio y traición en el Valle del Riachuelo
Palmas, budas y otros tesoros de La Gomera
La naturaleza virgen de Cofete y su misteriosa villa Winter
Caldera de Taburiente, senderismo al corazón de La Palma
Parque Natural de Jandía, planeta perdido en Fuerteventura
No te puedes ir de El Hierro sin…
Ruta por el corazón de Gran Canaria
Roque de los Muchachos, tocando el cielo palmero
En las entrañas del volcán de San Juan en La Palma
Lo mejor de La Gomera en un día
Gran Canaria de interior. Paisajes llenos de historia
Las 5 claves del “Acro Paraíso” herreño
Montaña sagrada de Tindaya, un lugar mágico en Fuerteventura
La Gomera: Garajonay y sus rincones
Temisas, en Gran Canaria: el pueblo que siempre pinté de pequeño
Rambla de Castro: vergel norteño en Tenerife
10 curiosidades sobre el mirador de La Peña, en El Hierro
Una ruta en bicicleta por La Graciosa
Paseo por Anaga, caminos con historia en Tenerife
De cero a mil en cinco kilómetros en El Hierro
Running en Lanzarote
10 razones para viajar a El Hierro
Miradores del Teide, en Tenerife
Dunas de Corralejo, colores y sensaciones únicas
El Cedro, corazón de La Gomera
Petroglifos de El Julan, El Hierro desconocido
Bejenao, el guardián sur de la Caldera de Taburiente
Tejeda y Artenara, el corazón verde de Gran Canaria
El Hierro en todas las estaciones. “Invierno”
Roque Nublo en Gran Canaria: pasado, presente y futuro
Ruta entre volcanes en Lanzarote
De la cumbre a la costa en La Gomera
Los petroglifos mágicos de La Zarza
El Hierro en todas las estaciones. “Primavera”
El Time, al encuentro del mar
www.holaislascanarias.com